Página anterior
Pásame la pasta

Ñoquis de boniato con salsa de miel y mantequilla tostada

Estos coloridos y sabrosos ñoquis de boniato son una explosión de sabor. Una receta desde cero e increíblemente fácil con un robot de cocina KitchenAid.

Empezar a cocinar

Utensilios

Robots de cocina

Robots de cocina

Gancho amasador

Gancho amasador

Detalles

13

Ingredientes

9

Pasos

Tiempo

60'

Prep.

20'

Cocción

80'

Total

Ingredientes

  • 2-3 grandes (500 g)boniatos
  • 1 grande (225 g)patata russet
  • 1yema de huevo
  • 1 cucharaditasal
  • 210 gharina común
  • 30 gharina para bizcochos
  • 85 gmantequilla
  • 3dientes de ajo, picados
  • 70 gpiñones
  • 1 cucharaditasalvia fresca picada
  • 85 gmiel
  • 150 gespinacas baby
  • -parmesano recién rallado (al gusto)
Preparar ahora
  • Paso 1

    Precaliente el horno a 220 °C. Corte los boniatos y la patata por la mitad y coloque la cara de la pulpa hacia abajo sobre una bandeja de horno. Métalos en el horno y hornee hasta que note que están tiernos al pincharlos con un tenedor, unos 35 minutos. (NOTA: La patata de tipo russet tardará más en hornearse).

  • Paso 2

    Cuando los boniatos y la patata estén hechos y se hayan enfriado lo suficiente como para manipularlos, retire la piel y deséchela.

  • Paso 3

    Introduzca la pulpa de la patata y los boniatos en el robot de cocina y coloque el accesorio de paleta. Comience con la velocidad 2, aumente la velocidad a 6 y triture durante 30 segundos.

  • Paso 4

    Cambie el accesorio de paleta por el gancho amasador. Añada la sal y la yema de huevo y, a continuación, ponga el robot de cocina a velocidad 2. Con el robot de cocina en marcha, añada la harina en cuatro tandas (aproximadamente un cuarto del total cada vez). Añada cada porción de harina inmediatamente después de la anterior y apague el robot de cocina cuando se incorpore la última. La masa debe quedar algo pegajosa pero, si está demasiado pegajosa para manipularla, añada otros 30 g de harina antes de sacarla del recipiente.

  • Paso 5

    Enharínese ligeramente las manos y retire la masa del robot de cocina. Amase con cuidado sobre una superficie enharinada, hasta que pueda trabajar la masa. Divida la masa en 6 porciones iguales. Con cada porción, forme un cilindro delgado de aproximadamente 1-1,5 cm de diámetro. Corte el cilindro a lo largo en trozos de 1-1,5 cm y, a continuación, pase cada pieza por los dientes de un tenedor (o tabla para ñoquis) para formar las marcas.

  • Paso 6

    Ponga una olla grande de agua a hervir y agregue 1 cucharadita de sal. Cuando entre en ebullición, hierva los ñoquis por tandas durante 4-5 minutos o hasta que floten en la superficie. Con una espumadera, transfiera los ñoquis a una bandeja para horno limpia. Deje que se enfríe.

  • Paso 7

    Derrita la mantequilla en una cacerola grande a fuego medio-alto. Una vez derretida, reduzca el calor a fuego medio y deje que la mantequilla se cocine durante unos 3 minutos, hasta que adquiera un color tostado y desprenda aroma. Mueva la sartén de vez en cuando. Aumente el calor a fuego medio-alto, añada ajo picado, piñones y salvia, y revuelva para cubrirlos con la mantequilla. Deje que se tuesten durante 1-2 minutos, revolviendo de vez en cuando.

  • Paso 8

    Añada los ñoquis a la cacerola. Remueva con cuidado para cubrir uniformemente con la mantequilla y deje al fuego sin tapar durante 1 minuto. Añada la miel, revuelva y cocine un minuto más. Por último, añada las espinacas baby, tape la cacerola y deje que las espinacas se sofrían durante un minuto aproximadamente. Destape la cacerola y remueva las espinacas con la mezcla.

  • Paso 9

    Apague el fuego, cubra los ñoquis con parmesano rallado y sirva inmediatamente con sal en escamas, pimienta recién molida y más parmesano.

Nuestros platos más apreciados

Comparta el placer con estas recetas infalibles para tentar al paladar. Las favoritas de los chefs caseros, para que disfrute de las sonrisas satisfechas de sus comensales casi tanto como de los sabores.

Crepes indios de garbanzos

Vierta el agua y aceite en el recipiente de la batidora KitchenAid® Power Plus® y añada después la harina...

Manténgase al día

Apúntese a nuestro boletín para descubrir una deliciosa inspiración culinaria, prácticos trucos y atractivas ofertas de KitchenAid.

SUSCRIBIRSE

Entiendo y reconozco el contenido del Aviso de Privacidad y:


a) Doy mi consentimiento para recibir comunicaciones de marketing personalizadas relativas a KitchenAid y otras marcas de Whirlpool Corporation.

Ñoquis de boniato con salsa de miel y mantequilla tostada

Paso 1

Precaliente el horno a 220 °C. Corte los boniatos y la patata por la mitad y coloque la cara de la pulpa hacia abajo sobre una bandeja de horno. Métalos en el horno y hornee hasta que note que están tiernos al pincharlos con un tenedor, unos 35 minutos. (NOTA: La patata de tipo russet tardará más en hornearse).

Paso 2

Cuando los boniatos y la patata estén hechos y se hayan enfriado lo suficiente como para manipularlos, retire la piel y deséchela.

Paso 3

Introduzca la pulpa de la patata y los boniatos en el robot de cocina y coloque el accesorio de paleta. Comience con la velocidad 2, aumente la velocidad a 6 y triture durante 30 segundos.

Paso 4

Cambie el accesorio de paleta por el gancho amasador. Añada la sal y la yema de huevo y, a continuación, ponga el robot de cocina a velocidad 2. Con el robot de cocina en marcha, añada la harina en cuatro tandas (aproximadamente un cuarto del total cada vez). Añada cada porción de harina inmediatamente después de la anterior y apague el robot de cocina cuando se incorpore la última. La masa debe quedar algo pegajosa pero, si está demasiado pegajosa para manipularla, añada otros 30 g de harina antes de sacarla del recipiente.

Paso 5

Enharínese ligeramente las manos y retire la masa del robot de cocina. Amase con cuidado sobre una superficie enharinada, hasta que pueda trabajar la masa. Divida la masa en 6 porciones iguales. Con cada porción, forme un cilindro delgado de aproximadamente 1-1,5 cm de diámetro. Corte el cilindro a lo largo en trozos de 1-1,5 cm y, a continuación, pase cada pieza por los dientes de un tenedor (o tabla para ñoquis) para formar las marcas.

Paso 6

Ponga una olla grande de agua a hervir y agregue 1 cucharadita de sal. Cuando entre en ebullición, hierva los ñoquis por tandas durante 4-5 minutos o hasta que floten en la superficie. Con una espumadera, transfiera los ñoquis a una bandeja para horno limpia. Deje que se enfríe.

Paso 7

Derrita la mantequilla en una cacerola grande a fuego medio-alto. Una vez derretida, reduzca el calor a fuego medio y deje que la mantequilla se cocine durante unos 3 minutos, hasta que adquiera un color tostado y desprenda aroma. Mueva la sartén de vez en cuando. Aumente el calor a fuego medio-alto, añada ajo picado, piñones y salvia, y revuelva para cubrirlos con la mantequilla. Deje que se tuesten durante 1-2 minutos, revolviendo de vez en cuando.

Paso 8

Añada los ñoquis a la cacerola. Remueva con cuidado para cubrir uniformemente con la mantequilla y deje al fuego sin tapar durante 1 minuto. Añada la miel, revuelva y cocine un minuto más. Por último, añada las espinacas baby, tape la cacerola y deje que las espinacas se sofrían durante un minuto aproximadamente. Destape la cacerola y remueva las espinacas con la mezcla.

Paso 9

Apague el fuego, cubra los ñoquis con parmesano rallado y sirva inmediatamente con sal en escamas, pimienta recién molida y más parmesano.

Lista de deseos

Debe iniciar una sesión para añadir productos a su lista de deseos.

Iniciar sesión

Seleccione otro producto

Comparar

Comparar productos

No puede comprar más de 3 productos. Elimine un producto antes de añadir otro.